¿Cómo saber si mi perro tiene frío?

A menudo elogiamos el pelaje de nuestros perros por mantenerlos calientes, sin embargo, ni siquiera el pelaje los protege del frío. Contrario a lo que muchos piensan, los perros sienten frío a pesar de su pelaje. Dicho lo anterior, es normal que te preguntes, ¿cómo saber si mi perro tiene frío?

La realidad es que no todos los perros se ven afectados de igual forma por el frío. Es más probable que los perros con pelaje grueso que fueron criados para climas invernales estén mejor adaptados para la nieve y el frío.

El akita, el terrier tibetano, el husky siberiano, el chow chow, el San Bernardo, y el mastín tibetano, son algunas de las razas de perros que mejor toleran el frío. Sin embargo, los perros más pequeños, con pelaje delgado y aquellos con niveles de grasa corporal más bajos, no están acondicionados para resistir el duro clima invernal.

Entre estas razas se encuentran los chihuahuas, galgos, pinschers miniatura, Whippets, gran danés y weimaraners. Pero incluso si tu perro no es de ninguna de estas razas, es fundamental que te asegures de mantenerlo caliente.

¿Cómo afecta el frío a los perros?

Como hemos visto y dependiendo de la raza, perros y frío no siempre es una buena combinación. Ciertos riesgos para tu perro aumentan a medida que baja la temperatura. Por un lado, el frío perros puede provocar rigidez y molestias en sus articulaciones.

Se cree que cuando hay un clima más frío y húmedo, se presenta una caída en la presión barométrica. Como resultado, se genera una respuesta inflamatoria en las articulaciones, haciendo que los tejidos se hinchen. Pequeñas variaciones en la presión barométrica quizás no produzcan dolor en las articulaciones de tu perro, pero si provocarán molestias y rigidez.

El frío en perros también los expone a un mayor riesgo de resbalones, y caídas. Esto se debe a que con el frío intenso, a menudo se forma hielo y nieve, por lo que las superficies se vuelven resbaladizas. Esto incrementa el riesgo de lesiones por caídas.

Además, si los perros pasan frío, les es más difícil regular la temperatura corporal, especialmente si se trata de perros ancianos o enfermos. Lo que sucede es que el frío perros afecta sus funciones corporales de diferentes maneras.

El frío en los perros puede afectar el funcionamiento de su corazón, e incluso ocasionar latidos cardíacos irregulares. Por otro lado, si los perros tienen frío, también pueden experimentar un mayor riesgo de desorientación.

Esto sucede porque en un clima frío, la nieve y el hielo cubren el suelo, por lo que todos los olores desaparecen. Como resultado, los perros tienen problemas para orientarse y saber dónde se encuentran.

Otra forma en la que el frío afecta a los perros tiene que ver con el metabolismo. Es decir, si los perros sienten frío, su metabolismo puede verse alterado. Muchos perros a menudo requieren de un incremento de calorías, una vez que la temperatura baja.

¿Cómo saber si mi perro tiene frío?

Pistas para saber si tu perro tiene frío

Sin importar lo grueso de su pelaje, los perros siguen siendo susceptibles al frío. En otras palabras, los perros sienten frío, y eso es muy peligroso, particularmente en razas de perros pequeñas, o con un pelaje fino y corto.

Estas son algunas pistas para saber si tu perro tiene frío:

  • El clima. Es decir, si afuera hace demasiado frío para ti, hará demasiado frío para tu perro. No debes dejarlo afuera, incluso si crees que su pelaje lo protegerá del frío.
  • Temblores. Si los perros tienen frío, lo demostrarán a través de los temblores. Así que cuando tu perro se sacuda de esta manera, esa será una señal de que puede tener demasiado frío.
  • Orejas frías. Otra forma de saber cuando los perros pasan frío son sus orejas. Si las orejas de tu perro se sienten frías, especialmente en los bordes, significa que debes llevarlo a dentro de tu casa.
  • Movimientos lentos. Cuando los perros sienten frío, es común que caminen lentamente. Con frecuencia buscarán esconderse debajo de algo, intentando protegerse del frío.
  • Acurrucarse. Un comportamiento normal de los perros cuando tienen frío es intentar calentarse con el calor de su cuerpo. Por ello, si te preguntas, cómo saber si mi perro tiene frío, simplemente observa si tu mascota se acurruca cuando está afuera de la casa.

¿Cómo evitar que los perros pasen frío?

Hemos dejado claro que sin importar cuanto pelaje tenga, o si son muy grandes y fuertes, los perros también necesitan y merecen que los protejamos del frío. Por ello, a continuación te compartimos algunos consejos para evitar que los perros pasen frío.

  • Mantener a tu perro abrigado. Asegúrate de que la cama de tu perro este acogedora y cálida.
  • Nunca lo dejes fuera de casa. Si no puedes llevarlo dentro, asegúrate de construir un refugio separado del suelo, cálido y resistente a los vientos. Tu perro debe tener ropa de cama gruesa y seca. No coloques calefactores ni lámparas.
  • No lo dejes en el auto. Cuando hace mucho frío, los coches se vuelven como frigoríficos, y por lo tanto, pueden enfriar rápidamente a tu perro.
  • Abrigo y botas. Para evitar que tu perro tenga frío compra un abrigo y botas especiales que lo mantengan caliente. Las almohadillas de los perros pueden agrietarse y congelarse con el frío extremo, por lo que es indispensable que protejas sus patas.
  • No lo bañes. Aunque parece algo obvio, no bañes a tu perro si hace frío. Eliminarás los aceites esenciales de su piel, e incrementarás la posibilidades de que presente piel seca y escamosa.

1 comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies