Alergias ambientales en perros: ¿Qué las causa y cómo tratarlas?

En un artículo anterior te hablamos sobre las alergias alimentarias en los perros. En este caso el tema son las alergias ambientales en los perros. Muchos quizás no lo sepan, pero aproximadamente el 40% de los perros son alérgicos a algo. En otras palabras, es un problema importante que requiere atención por parte de los dueños.

Es verdad que la intolerancia alimentaria se discute con frecuencia entre los dueños de perros. No obstante, las alergias de tipo ambiental son mucho más comunes. Si tu perro desarrolla síntomas alérgicos, la siguiente información te interesa. Aprenderás qué causa las alergias en el medio ambiente y cómo tratarlas con remedios naturales.

¿Qué causa las alergias ambientales en los perros?

Cuando el sistema inmunológico de tu perro reacciona de forma exagerada a algo en su entorno, conocido como «desencadenante», desarrolla alergias. El polen, el polvo, el moho u otros contaminantes en el aire pueden ser la fuente del desencadenante. Si esto sucede, los anticuerpos en el sistema inmunológico de tu perro creen erróneamente que ciertos compuestos son dañinos, incluso si no lo son. Como resultado, intentan expulsar a los invasores extranjeros.

Un glóbulo blanco en particular llamado célula B es producido por células madre en la médula ósea de tu perro. Los anticuerpos producidos por las células B detectan cualquier cosa que no debería estar en el cuerpo de tu perro, como virus, parásitos o alérgenos.

Por su parte, las inmunoglobulinas, también conocidas como IgA, IgB, IgC, IgD e IgE, son cinco tipos diferentes de anticuerpos que se encuentran en el organismo de tu perro. Los alérgenos se identifican mediante anticuerpos IgE.

Cuando se introduce un alérgeno, o desencadenante en el cuerpo de tu perro, los anticuerpos IgE le indican al sistema inmunológico que lo elimine. Esos anticuerpos IgE se unen a los mastocitos en el mismo momento. Los mastocitos en los tejidos conectivos ayudan en la regulación del sistema inmunológico.

Estos mastocitos Incluyen compuestos que combaten las alergias, como las histaminas. Los mastocitos liberan histaminas para destruir los alérgenos que ingresan al cuerpo. A pesar de esto, las histaminas, inducen enrojecimiento e inflamación, así como picazón, estornudos y malestar.

¿Qué es una alergia ambiental en los perros?

Síntomas y tipos de alergias ambientales en los perros

Las alergias pueden ser causadas por algo en la dieta de tu perro o por su entorno. Ambos tienen síntomas que son comparables. En la mayoría de los casos, puedes excluir un alimento específico de la dieta de tu perro para evitar la alergia.

Sin embargo, los desencadenantes ambientales son difíciles de eliminar. El polen de árboles, pastos y malezas, así como el moho y el polvo, son algunos de los desencadenantes ambientales más frecuentes en los perros.

Además, la sensibilidad de los perros al medio ambiente suele ser estacional. Es decir, los perros con comezón son más comunes en primavera y otoño, con menos síntomas en invierno y verano. Entre los uno y los tres años, tu perro comenzará a mostrar signos de alergia ambiental.

Por lo que respecta a los síntomas de las alergias ambientales en los perros, las más comunes son las siguientes:

  • Ojos llorosos
  • Estornudos
  • Urticaria
  • Picazón
  • Infecciones del oído
  • Masticar o lamerse las patas
  • Pérdida de pelo

¿Cómo tratar las alergias ambientales en los perros?

Mantener a tu perro alejado de la fuente de irritación es el mejor enfoque para tratar las alergias. Sin embargo, con las alergias ambientales, esto no es factible. No puedes mantener a tu perro en el interior durante semanas si es alérgico al polen de los árboles por ejemplo.

El veterinario puede recetar esteroides o un medicamento antialérgico como Atopica, Apoquel o Cytopoint. Sin embargo, estos medicamentos son peligrosos ya que funcionan reduciendo parte de la respuesta inmunológica de tu perro, haciéndolo más susceptible a las enfermedades.

Posiblemente podrías probar un medicamento de venta libre como Benadryl. Pero tampoco es la forma más segura de tratar las alergias ambientales en los perros. Entonces, si no puedes deshacerte del alérgeno y no quieres usar drogas dañinas, ¿cómo puedes ayudar a tu perro?

Aquí hay algunos remedios naturales para tratar las alergias ambientales en tu perro:

Calostro bovino

Es producido por las vacas en su primera leche después del parto. Ayuda a los terneros jóvenes a desarrollar su propia inmunidad. El exceso de calostro que los terneros no necesitan puede ayudar en el manejo de las alergias ambientales de tu perro.

Vinagre de sidra de manzana

El vinagre de sidra de manzana orgánico y crudo puede aliviar la picazón de las alergias. También ayuda a eliminar los alérgenos dañinos, así como la comezón en las patas de los perros. Recuerda que las patas de tu perro están constantemente expuestas a alérgenos.

Polen de abeja

Es una combinación de polen recolectado y enzimas producidas por las abejas. Puede ayudar a los perros alérgicos al medio ambiente. Antes de regresar a la colmena, visitan una variedad de flores diferentes.

Esto significa que lo más probable es que las abejas recogen el polen que causa la picazón en tu perro. Por lo tanto, puedes darle a tu perro una pequeña dosis del polen al que es alérgico para desensibilizarlo al polen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies